Cómo hacer Compost casero en tu jardín: Guía paso a paso

La fabricación de compost en el hogar a partir de los remanentes de cocina y jardín se configura como un espléndido método para mitigar la voluminosa cantidad de desperdicios que desembocan en tu receptáculo de residuos.

Al recircular los residuos orgánicos, dispondrás de una fuente inagotable de abono enriquecido, capaz de embellecer tu jardín y, simultáneamente, contribuir a la atenuación del calentamiento planetario.

La Naturaleza y Beneficios del Compost

La composición del compost es intrincada; es una masa orgánica en descomposición, repleta de nutrientes que los vegetales veneran. No es un suelo per se, sino una sustancia que funciona como un fertilizante exuberante, fortaleciendo las plantas y robusteciendo su salud. Microorganismos y bacterias colaboran en la descomposición de la materia orgánica, convirtiéndose ellos mismos en parte integral del ciclo vital. Su reproducción perpetúa el proceso, agregando aún más sustancia orgánica.

El compostaje doméstico es benéfico tanto para el entorno ecológico como para el jardín, ya que decrece la cantidad de desperdicios que relegas y fertiliza el sustrato donde prosperan tus vegetales.

Preparación del Compost Doméstico: Una Descripción Metódica

Antes de embarcarte en la fabricación de compost, debes tomar decisiones fundamentales: elegir el recipiente y estilo adecuado para tu proyecto, qué incluirás dentro de él y dónde lo ubicarás. No obstante, la metamorfosis de los desperdicios en compost es invariable; es la reciclación natural. Un desglose de los materiales residuales, descompuestos por microbios.

Leer también:   Bolsas biodegradables

La técnica de compostaje en caliente es prevalente, proporcionando los resultados anhelados con prontitud. Evita la proliferación de vegetación no deseada, destruyendo las semillas en la fase térmica.

Entonces, ¿cuáles son los pasos meticulosos para elaborar un compost casero óptimo?

Adquisición de una Compostadora

El primer paso esencial en la senda hacia la confección casera de compost es la adquisición o construcción de una compostadora. Aunque es posible comprar una compostadora en la mayoría de los centros de jardinería, también puedes fabricarla tú mismo utilizando materiales reciclados y asequibles.

Una opción viable es utilizar palets, que pueden ser ensamblados en una estructura sólida y aireada. A su vez, las botellas de plástico pueden ser cortadas y utilizadas para favorecer la ventilación y retención de humedad dentro de la compostadora. Por último, una maceta invertida puede servir como una eficaz tapa para el contenedor, permitiendo la entrada de aire mientras protege los contenidos contra las inclemencias del tiempo.

Una idea astuta es tener un recipiente hermético para almacenar los desechos de comida en tu cocina antes de trasladarlos al compostador. No desearás atraer plagas ni lidiar con olores desagradables.

VOUNOT Compostador Jardín 300L, Compostera Organica, Negro y Verde
  • Compostador de plástico reciclado estable y resistente.
  • Alto desarrollo de calor en el interior, por lo tanto, mejor humus, compostaje rápido de desechos orgánicos de cocina...
  • La abertura en la parte inferior del compostador se utiliza para eliminar el compost fresco. La placa inferior no está...
Rebajas
Mobiclinic®, Compostador de jardín, Biobin, Sin Gastos adicionales, 300L, Eco-Friendly, Transformador de residuos, Sin Herramientas, Rejillas de ventilación, Convierte residuos en abono Natural.
  • 🍃ECO-FRIENDLY:Nuestro compostador de jardín solución es ecológica y reduce la cantidad de residuos que terminan en...
  • 🍃¡ABONO NATURAL PARA TUS PLANTAS!: La compostera orgánica proporciona a tus plantas un abono natural y rico en...
  • 🍃MÁS EFICÁZ: Este compostador a diferencia de otros mantiene muy bien el calor y por lo tanto el compost se genera...

Separación de los Residuos Orgánicos

Hay una plétora de artículos desechables de tu jardín y cocina que pueden destinarse a tu contenedor de compost. Es vital aprender y seguir ciertas reglas para mantener tu pila en óptimo estado. Las categorías son: residuos húmedos o verdes y secos o marrones:

  • Residuos Húmedos o Verdes: Esta categoría incluye los desechos orgánicos frescos y húmedos como restos de frutas, verduras, césped recién cortado, y flores frescas. Estos materiales son ricos en nitrógeno y ayudan en la descomposición rápida.
  • Residuos Secos o Marrones: Los residuos secos o marrones consisten en materiales como hojas secas, ramas pequeñas, paja, y papel. Estos elementos son ricos en carbono y proporcionan una estructura aireada a la pila de compost, favoreciendo así la aireación y la retención de la humedad.
Leer también:   Bolsas de reciclaje

La correcta combinación y separación de estos dos tipos de residuos es esencial para mantener la pila de compost en óptimo estado. La mezcla adecuada garantiza una descomposición eficiente, evita olores desagradables y previene la atracción de plagas.

Creación de una Base para la Pila de Compost

Después de seleccionar un sitio nivelado, necesitarás una base sólida para el fondo. Debes iniciar con una capa inferior de materiales gruesos.

Adición de los Desechos al Compostador

Cuando contenedor y base estén preparados, puedes empezar a añadir comida verde y marrón. La proporción a seguir es aproximadamente una parte verde por cada dos partes marrón. Monitoriza el compost y ajusta según su apariencia.

Las hojas deben reducirse en tamaño, y los primeros lotes pueden tardar más a menos que ya tengas compost o utilices un activador.

¿Qué Puedes Compostar?

Hay una lista extensa de elementos, incluyendo peladuras de frutas y verduras crudas, bolsitas de té, cortes de césped, compost gastado, algunos materiales de secado, etc.

Restos de Cocina

Los restos de cocina son vitales ya que contienen nitrógeno. Incluyen cáscaras de vegetales y frutas, molido de café, panes, etc.

Leer también:   Contenedor de Pilas Usadas

Lo que No Debes Echar al Compost

Hay elementos que no deben incluirse como productos cárnicos, huesos, malas hierbas, desechos de perros o gatos, material leñoso.

Cuándo está Terminado el Compost

La creación de compost lleva desde unos pocos meses hasta un año. Presentará una consistencia seca y arenosa, y tendrá un agradable aroma terroso.

En resumen

Hacer compost casero es un proceso viable y altamente beneficioso que contribuye tanto al bienestar del jardín como al medio ambiente en general. Comenzando con la selección y separación adecuada de los residuos orgánicos en categorías húmedas y secas, y utilizando elementos como palets para la estructura, botellas de plástico para la retención de humedad, y macetas para el cultivo, se puede crear un sistema de compostaje eficiente en el propio hogar.

La práctica del compostaje no solo transforma los desechos en un valioso fertilizante, sino que también fomenta una cultura de sostenibilidad y responsabilidad ecológica. La compostación casera es, sin duda, una estrategia esencial para cualquier persona interesada en la jardinería consciente y en la protección de nuestros recursos naturales.

Scroll al inicio